Hace diez años Al Gore y ahora Leonardo Di Caprio, advierten al público sobre el calentamiento global  

 

  •  Diez días después de su estreno, National Geographic transmite el documental "Before the Flood" de Leonardo Di Caprio y Fisher Stevens

  • Además de presentar los hechos científicos, el documental señala a las grandes empresas trasnacionales como las principales responsables del deterioro del planeta Tierra

 

Por Antena Radio / 3a. Edición  / Sección Medio Ambiente, ¿Qué puedo hacer yo?, con Francisco Calderón Córdova / IMER - Horizonte 107.9 FM, - 1220 AM y - Radio México Internacional (a todo el mundo) / Ciudad de México /  31 de octubre de 2016.

 

Después de una discreta –pero creo que muy efectiva- campaña de promoción a través de la televisión restringida y, sobre todo, en redes sociales, ayer domingo el canal National Geographic estrenó el documental “Before de Flood” (Antes de la Inundación), producido por Leonardo Di Caprio y dirigido por Fisher Stevens. 

 

Este documento es la crónica del viaje que realizó el actor y su equipo de producción por diversos sitios de los Estados Unidos, Canadá, el Círculo Ártico, China, la India, las islas del Pacífico Sur, los arrecifes de coral en la Bahamas, Indonesia y Argentina, en donde constató los impactos del cambio climático tanto en las condiciones físicas y naturales del medio ambiente, así como sus consecuencias en la salud y en la calidad de vida de la población en condiciones de pobreza. 

El actor (ganador del Oscar), a lado de distintos especialistas, nos muestra lo dramático del derretimiento de los hielos en el Polo Norte, la acelerada pérdida de los ecosistemas coralinos en los océanos y la elevación del nivel del mar en países insulares, relacionando a estos fenómenos con la desproporcionada emisión de dióxido de carbono a la atmósfera como resultado de las actividades del ser humano. 

Más que detenerse en una explicación científica sobre el ciclo del carbón o en detallar el incremento histórico de las concentraciones de partes por millón de dióxido de carbono –como ya lo hizo hace diez años el documental de Al Gore, “Una Verdad Incómoda”-, Di Caprio denuncia la alianza entre sectores del gobierno estadounidense y las grandes corporaciones industriales de su país.

El documental no se limita a señalar el hecho de que la deforestación es una de las causas del calentamiento global y que debido a ello estamos reduciendo los sumideros naturales de carbono, mermando así la capacidad del planeta para atrapar a los gases de efecto invernadero; en “Before the Flood” se señala con nombres y apellidos a las empresas trasnacionales que están devastando selvas y bosques en distintas latitudes del planeta para extraer combustibles fósiles, expandir las actividades ganaderas o la producción de aceite de palma. 

 

 

Di Caprio hace una radiografía del Congreso norteamericano y de la descarada alianza económica de una significativa proporción de legisladores que reciben beneficios directos de las grandes empresas, a fin no sólo de detener cualquier iniciativa que afecte a los intereses de estas corporaciones, sino –sobre todo- para realizar campañas públicas en las que se niegue la existencia del calentamiento global y el cambio climático. Cadenas televisivas, supuestas fundaciones civiles, científicos sin ética y hasta políticos de dudosa reputación que responden a los intereses económicos de los grandes capitales, son exhibidos negando el calentamiento global aún frente a la contundencia de las pruebas y de las voces calificadas que hoy le reconocen.

Los impactos más graves de este fenómeno global están sucediendo ya en las naciones más pobres y vulnerables, donde las condiciones de desigualdad económica dificultan emprender una transición hacia formas de energía y hábitos de consumo sustentables. Es un hecho que el calentamiento global no podrá ser frenado ni revertido en el corto plazo, por lo que –en la medida de las posibilidades de cada nación- deberemos adaptarnos al devastador escenario que se avecina en prácticamente todos los rincones del planeta.

Es urgente trabajar sobre aquellas medidas que se encaminen a mitigar los impactos de este fenómeno, transformando nuestros hábitos de consumo (como la alimentación o el uso de la energía, por ejemplo) y, desde luego –y como el mismo Leonardo Di Caprio lo sugiere-, eligiendo a representantes y políticos que conozcan, tomen en serio, hablen y propongan acciones para enfrentar a la actual crisis ambiental.

 

 

En general, creo que el documental “Before the Flood” (que ayer estrenó mundialmente National Geographic) es un trabajo que merece ser ampliamente difundido, promovido y visto por todos nosotros, pues coincido con lo dicho ahí en el sentido de que sólo cuando la gente esté consciente de la magnitud de la actual crisis entonces los gobiernos se harán responsables y tomarán acciones contundentes. 

El Acuerdo de París –de noviembre del 2015- es sin duda un gran paso; ahora, corresponde a la gente, a la sociedad civil en cada una de las naciones que le han suscrito, empujar para que los gobiernos actúen sin ser corrompidos por los grandes intereses económicos y en favor de la conservación de la vida, del bienestar y de la sobrevivencia de todos los seres de este planeta. El documental está disponible en Internet y recomiendo ampliamente a nuestra audiencia que lo vea y que lo reflexione junto con los suyos.

 

Diversidad Ambiental ©, es una publicación virtual de Paco Calderón